Avanzará demanda por fraude contra 'Trump University'

Las acusaciones de fraude que emprendieron estudiantes contra Trump University, fundada por el candidato republicano presidencial Donald Trump, seguirán adelante, anunció un juez federal el martes, al establecer que existía evidencia para no desechar una demanda grupal en contra del magnate.

El juez Gonzalo Curiel rechazó la petición que le presentaron los abogados del demandado para que frenara la acusación que implica personalmente a Trump en el extinto negocio que bautizó como "Trump University". Curiel, explicó que los ex-estudiantes levantaron cuestionamientos sobre si Trump "concientemente participó en un esquema para defraudar".

Algunos clientes pagaron cerca de $35,000 dólares por cursos sobre bienes raíces para aprender "secretos" del ramo de parte de instructores que Trump supuestamente había elegido de primera mano, pero Curiel estableció en su declaración por escrito que existe vasta evidencia de que Trump no conoció personalmente, entrevistó o seleccionó a dichos instructores.

Reportes: A diferencia de Nueva York, Texas y Florida se abstuvieron contra Trump University

El caso Cohen v. Trump, una de dos demandas civiles radicada en California, procederá a juicio después de las elecciones de noviembre. 

Las demandas alegan que Trump University ofreció seminarios y clases que eran como "infomerciales", en donde presionaban a los clientes a comprar más con tácticas cuestionables. Art Cohen, quien emprendió la demanda en 2013, dijo que asistió a un seminario de tres días en 2009 en Palo Alto, California, pagando $1,495 y fue convencido de pagar $34,995 por el programa de mentoría "Gold Elite".

En Nueva York también hay una demanda contra Trump University. Está encabeza por el procurador de justicia de ese estado, Eric Schneiderman.

 

El juez Gonzalo Curiel rechazó la petición que le presentaron los abogados del demandado para que frenara la acusación que implica personalmente a Trump en el extinto negocio que bautizó como "Trump University". Curiel, explicó que los ex-estudiantes levantaron cuestionamientos sobre si Trump "concientemente participó en un esquema para defraudar".

Algunos clientes pagaron cerca de $35,000 dólares por cursos sobre bienes raíces para aprender "secretos" del ramo de parte de instructores que Trump supuestamente había elegido de primera mano, pero Curiel estableció en su declaración por escrito que existe vasta evidencia de que Trump no conoció personalmente, entrevistó o seleccionó a dichos instructores.

Reportes: A diferencia de Nueva York, Texas y Florida se abstuvieron contra Trump University

El caso Cohen v. Trump, una de dos demandas civiles radicada en California, procederá a juicio después de las elecciones de noviembre. 

Las demandas alegan que Trump University ofreció seminarios y clases que eran como "infomerciales", en donde presionaban a los clientes a comprar más con tácticas cuestionables. Art Cohen, quien emprendió la demanda en 2013, dijo que asistió a un seminario de tres días en 2009 en Palo Alto, California, pagando $1,495 y fue convencido de pagar $34,995 por el programa de mentoría "Gold Elite".

En Nueva York también hay una demanda contra Trump University. Está encabeza por el procurador de justicia de ese estado, Eric Schneiderman.