Warning: getimagesize(https://www.hoydallas.com/images/EEUU/TU-F-330.jpg): failed to open stream: HTTP request failed! HTTP/1.1 404 Not Found in /home/customer/www/hoydallas.com/public_html/libraries/sourcecoast/openGraph.php on line 420
Caso Trump University: Estudiante pide que Trump se disculpe y un reembolso mayor

Caso Trump University: Estudiante pide que Trump se disculpe y un reembolso mayor

El caso de fraude contra Trump University aún no está totalmente resuelto. A pesar de que en noviembre, después de las elecciones presidenciales, los abogados de Donald Trump llegaron a un acuerdo monetario de 25 millones para reembolsar a los demandandates, uno de ellos, no está conforme con la suma que le ofrecen.

El 18 de noviembre pasado, la fiscalía del estado de Nueva York anunció que Donald Trump, recién electo presidente de Estados Unidos, acordó pagar 25 millones de dólares para resolver una serie de demandas por fraude contra la extinta Trump University.

El acuerdo, de ser avalado, le pondrá fin a dos demandas colectivas en California y una emprendida por el fiscal general de Nueva York, Eric T. Schneiderman, en la que exestudiantes acusan de fraude a la supuesta universidad por haber engañado a los inscritos en su programa, cobrándoles miles de dólares a cambio de enseñarles los secretos de bienes raíces de Donald Trump, lo cual no ocurrió.

ANTECENDENTES
"En 2013, mi oficina demandó a Donald Trump por estafar a miles de estadounidenses inocentes a través de un esquema fraudulento conocido como Trump University. Donald Trump luchó contra nosotros en cada paso del proceso, presentando acusaciones infundadas y apelaciones infructuosas y negándose a hacer un acuerdo, incluso por cantidades modestas de compensación para las víctimas de su falsa universidad", declaró el fiscal general de Nueva York en noviembre pasado.

Donald Trump acuerda pagar $25 millones en demandas por fraude vs. Trump University 

OBJECIÓN AL ACUERDO
Sherri B. Simpson, de Fort Laudardale, Florida es la persona que no está conforme con lo establecido en el acuerdo alcanzado hace varios meses y el cual aún necesita ser avalado en corte. Mediante un abogado, presentó una objeción al acuerdo el pasado 6 de marzo.

"Si el acuerdo en realidad representa 50 centavos por dólar de pérdida, como se ha reportado, es sin duda un acuerdo beneficioso bajo los estándares de las acciones colectivas", escribió el abogado de Simpson, Gary B. Friedman, en la objeción presentada en el Tribunal de Distrito de San Diego el pasado 6 de marzo.

"Pero no hay principio de ley o justicia que exija a Sherri Simpson aceptar 50 centavos de dólar. Lo que la señora Simpson busca es su día en la corte, [incluyendo la petición de pago por] daños y perjuicios completos, además de daños punitivos y una medida cautelar ", añadió Friedman.

De acuerdo a CNN, Simpson en el 2010 gastó alrededor de $20,000 en cursos que ofrecía Trump University y la mujer declaró que no solo desea recibir una parte del dinero que desembolsó, sino tres veces más de lo que gastó en los programas y una disculpa de Trump, quien con todo y la demanda pendiente resultó electo presidente.

Reportes: A diferencia de Nueva York, Texas y Florida se abstuvieron contra Trump University

AUDIENCIA EL 30 DE MARZO
Hay una audiencia programada para el 30 de marzo en la que se decidirá si se aprueba el acuerdo, pero la inconformidad de Simpson lo pone en riesgo.

Si el juez permite la objeción de Simpson, el acuerdo tendría que ser ajustado para permitir que otros estudiantes puedan salirse, y en caso de que el juez rechace el argumento de Simpson, ella aún podría apelar, según expertos.

El profesor de leyes, John F. Banzhaf III, le dijo a CNN que la acción emprendida por Simpson podría retrasar o hasta descarrilar el acuerdo. 

"Lo que me hizo a mí y le hizo a todos los demás fue realmente fraudulento y me gustaría llevarlo a juicio. Me gustaría hacerlo resposable", declaró Simpson a CNN.

Bajo el acuerdo que está en suspenso, Trump tiene además que pagar hasta $1 millón de dólares en penalidades al estado de Nueva York por violar sus leyes de educación.

De los $25 millones acordados, $21 millones serían divididos para cubrir dos demandas colectivas de los miles que reclamaron en California y los $4 millones restantes serían destinados a los estudiantes comprendidos en la demanda que emprendió el fiscal general de Nueva York.

Trump University cerró operaciones en 2010, el mismo año que el Departamento de Educación del estado de Nueva York ordenó que el programa dejara de operar sin tener una licencia.

El 18 de noviembre pasado, la fiscalía del estado de Nueva York anunció que Donald Trump, recién electo presidente de Estados Unidos, acordó pagar 25 millones de dólares para resolver una serie de demandas por fraude contra la extinta Trump University.

El acuerdo, de ser avalado, le pondrá fin a dos demandas colectivas en California y una emprendida por el fiscal general de Nueva York, Eric T. Schneiderman, en la que exestudiantes acusan de fraude a la supuesta universidad por haber engañado a los inscritos en su programa, cobrándoles miles de dólares a cambio de enseñarles los secretos de bienes raíces de Donald Trump, lo cual no ocurrió.

ANTECENDENTES
"En 2013, mi oficina demandó a Donald Trump por estafar a miles de estadounidenses inocentes a través de un esquema fraudulento conocido como Trump University. Donald Trump luchó contra nosotros en cada paso del proceso, presentando acusaciones infundadas y apelaciones infructuosas y negándose a hacer un acuerdo, incluso por cantidades modestas de compensación para las víctimas de su falsa universidad", declaró el fiscal general de Nueva York en noviembre pasado.

Donald Trump acuerda pagar $25 millones en demandas por fraude vs. Trump University 

OBJECIÓN AL ACUERDO
Sherri B. Simpson, de Fort Laudardale, Florida es la persona que no está conforme con lo establecido en el acuerdo alcanzado hace varios meses y el cual aún necesita ser avalado en corte. Mediante un abogado, presentó una objeción al acuerdo el pasado 6 de marzo.

"Si el acuerdo en realidad representa 50 centavos por dólar de pérdida, como se ha reportado, es sin duda un acuerdo beneficioso bajo los estándares de las acciones colectivas", escribió el abogado de Simpson, Gary B. Friedman, en la objeción presentada en el Tribunal de Distrito de San Diego el pasado 6 de marzo.

"Pero no hay principio de ley o justicia que exija a Sherri Simpson aceptar 50 centavos de dólar. Lo que la señora Simpson busca es su día en la corte, [incluyendo la petición de pago por] daños y perjuicios completos, además de daños punitivos y una medida cautelar ", añadió Friedman.

De acuerdo a CNN, Simpson en el 2010 gastó alrededor de $20,000 en cursos que ofrecía Trump University y la mujer declaró que no solo desea recibir una parte del dinero que desembolsó, sino tres veces más de lo que gastó en los programas y una disculpa de Trump, quien con todo y la demanda pendiente resultó electo presidente.

Reportes: A diferencia de Nueva York, Texas y Florida se abstuvieron contra Trump University

AUDIENCIA EL 30 DE MARZO
Hay una audiencia programada para el 30 de marzo en la que se decidirá si se aprueba el acuerdo, pero la inconformidad de Simpson lo pone en riesgo.

Si el juez permite la objeción de Simpson, el acuerdo tendría que ser ajustado para permitir que otros estudiantes puedan salirse, y en caso de que el juez rechace el argumento de Simpson, ella aún podría apelar, según expertos.

El profesor de leyes, John F. Banzhaf III, le dijo a CNN que la acción emprendida por Simpson podría retrasar o hasta descarrilar el acuerdo. 

"Lo que me hizo a mí y le hizo a todos los demás fue realmente fraudulento y me gustaría llevarlo a juicio. Me gustaría hacerlo resposable", declaró Simpson a CNN.

Bajo el acuerdo que está en suspenso, Trump tiene además que pagar hasta $1 millón de dólares en penalidades al estado de Nueva York por violar sus leyes de educación.

De los $25 millones acordados, $21 millones serían divididos para cubrir dos demandas colectivas de los miles que reclamaron en California y los $4 millones restantes serían destinados a los estudiantes comprendidos en la demanda que emprendió el fiscal general de Nueva York.

Trump University cerró operaciones en 2010, el mismo año que el Departamento de Educación del estado de Nueva York ordenó que el programa dejara de operar sin tener una licencia.