Piden a juez bloquear la SB4 hasta que se emita un fallo sobre su constitucionalidad

Las organizaciones Lulac y ACLU Texas presentaron el lunes en una corte de San Antonio una solicitud para bloquear la implementación de la SB4, programada para entrar en efecto el 1 de septiembre, hasta que las cortes tomen una decisión final sobre su constitucionalidad.

Los abogados que hicieron la petición, a nombre de la Ciudad de El Cenizo y el Condado Maverick, localizados en el sur de Texas, dijeron que la ley, firmada el pasado 7 de mayo por Greg Abbott, debe ser bloqueada porque es “patentemente inconstitucional en varios terrenos” y viola la Primera, Cuarta y Décima Enmiendas de la Constitución.

De tener éxito la solicitud, evitaría que Texas ponga en efecto la SB4, que busca castigar a agentes de la ley locales y funcionarios que no quieran cooperar en hacer cumplir las leyes federales de inmigración. La ley, por ejemplo, le da a policías locales la autoridad de inquirir sobre el estatus migratorio de la gente que detengan en cualquier parada de rutina.

“Esto tiene que ser parado antes del 1 de septiembre”, dijo Luis Vera, el consejero nacional de Lulac y principal abogado en la demanda. “La comunidad inmigrante en Texas ahora mismo vive con miedo”, le dijo al HuffPost. ACLU de Texas está asistiendo en el litigio.

La demanda del lunes es la más reciente en ser emprendida en contra de la SB4, sumándose a pleitos de El Paso County y las ciudades de Austin, San Antonio y El Cenizo.

En Dallas y Houston la presión de grupos activistas sigue creciendo para que los líderes de las ciudades se unan a demandar contra la que consideran una ley discriminatoria.

El miércoles 7 de junio, varios grupos locales planean una demostración en el City Hall para pedirle a los consejales de Dallas que se decidan a demandar al Estado de Texas.

El gobierno del estado, por su parte, ha hecho lo propio para pedir que se consoliden todas las demandas en su contra en una sola corte.

La semana pasada, en el último día de la la sesión de la Legislatura estatal, el representante Matt Rinaldi llamó la atención a nivel nacional después de protagonizar una gresca con sus colegas en el Capitolio, cuando les dijo que le había llamado a ICE para reportar a los manifestantes que fueron al lugar a demostrar su rechazo a la SB4. 

Trascendió que Rinaldi utilizó insultos y expresiones despectivas para referirse a los manifestantes, e incluso el vocero de la Cámara de Representantes de Texas, el republicano Jack Strauss reprobó las acciones del legislador de raíces italianas. 

Activistas llegan a la oficina de Rinaldi en Farmers Branch

Los abogados que hicieron la petición, a nombre de la Ciudad de El Cenizo y el Condado Maverick, localizados en el sur de Texas, dijeron que la ley, firmada el pasado 7 de mayo por Greg Abbott, debe ser bloqueada porque es “patentemente inconstitucional en varios terrenos” y viola la Primera, Cuarta y Décima Enmiendas de la Constitución.

De tener éxito la solicitud, evitaría que Texas ponga en efecto la SB4, que busca castigar a agentes de la ley locales y funcionarios que no quieran cooperar en hacer cumplir las leyes federales de inmigración. La ley, por ejemplo, le da a policías locales la autoridad de inquirir sobre el estatus migratorio de la gente que detengan en cualquier parada de rutina.

“Esto tiene que ser parado antes del 1 de septiembre”, dijo Luis Vera, el consejero nacional de Lulac y principal abogado en la demanda. “La comunidad inmigrante en Texas ahora mismo vive con miedo”, le dijo al HuffPost. ACLU de Texas está asistiendo en el litigio.

La demanda del lunes es la más reciente en ser emprendida en contra de la SB4, sumándose a pleitos de El Paso County y las ciudades de Austin, San Antonio y El Cenizo.

En Dallas y Houston la presión de grupos activistas sigue creciendo para que los líderes de las ciudades se unan a demandar contra la que consideran una ley discriminatoria.

El miércoles 7 de junio, varios grupos locales planean una demostración en el City Hall para pedirle a los consejales de Dallas que se decidan a demandar al Estado de Texas.

El gobierno del estado, por su parte, ha hecho lo propio para pedir que se consoliden todas las demandas en su contra en una sola corte.

La semana pasada, en el último día de la la sesión de la Legislatura estatal, el representante Matt Rinaldi llamó la atención a nivel nacional después de protagonizar una gresca con sus colegas en el Capitolio, cuando les dijo que le había llamado a ICE para reportar a los manifestantes que fueron al lugar a demostrar su rechazo a la SB4. 

Trascendió que Rinaldi utilizó insultos y expresiones despectivas para referirse a los manifestantes, e incluso el vocero de la Cámara de Representantes de Texas, el republicano Jack Strauss reprobó las acciones del legislador de raíces italianas. 

Activistas llegan a la oficina de Rinaldi en Farmers Branch