Todo el Norte de Texas es considerado área de "transmisión alta"; Dallas eleva el cógido de riesgo

DALLAS -- El martes, los funcionarios del Condado de Dallas elevaron el nivel de riesgo por Covid-19 en el condado a "Rojo", en medio del surgimiento de hospitalizaciones y casos nuevos por toda la región del norte del estado.

El nivel en color rojo indica que existe un riesgo alto para la transmisión comunitaria del coronavirus. El miércoles, el Condado de Dallas reportó 893 casos nuevos del virus incluyendo cinco muertes.

Alma López, una residente de The Colony, informó que durante el fin de semana tardó varias horas antes de ser atendida en la sala de emergencias de un segundo hospital al que acudió tras sufrir una fractura de los dedos de un pie. La explicación que recibió es que hay saturación de espacios por casos de Covid-19.

El 4 de julio, hace un mes, se reportaban 398 hospitalizaciones por Covid-19 en la región del norte de Texas, comprendida por 16 condados. Este 4 de agosto, el número de pacientes atendidos por coronavirus es 1,922, un aumento de 36 personas respecto al día 3.

Actualmente todo el norte de Texas está bajo una clasificación de "área de transmisión alta", según los CDC (Centros para la Prevención y Control de Enfermedades).

"Si bien las noticias de un mayor nivel de propagación comunitaria en nuestra región pueden ser desalentadoras, les pido a todos que hagan su parte y lean la guía de salud pública actualizada y sigan esas precauciones con base en sus circunstancias personales", añadió el funcionario.

"Usar máscara, distancia social y evitar situaciones de alto riesgo son prevenciones comprobadas que pueden ayudar a frenar casos y salvar vidas", señaló el juez Clay Jenkins al respecto.

El nivel en color rojo indica que existe un riesgo alto para la transmisión comunitaria del coronavirus. El miércoles, el Condado de Dallas reportó 893 casos nuevos del virus incluyendo cinco muertes.

Alma López, una residente de The Colony, informó que durante el fin de semana tardó varias horas antes de ser atendida en la sala de emergencias de un segundo hospital al que acudió tras sufrir una fractura de los dedos de un pie. La explicación que recibió es que hay saturación de espacios por casos de Covid-19.

El 4 de julio, hace un mes, se reportaban 398 hospitalizaciones por Covid-19 en la región del norte de Texas, comprendida por 16 condados. Este 4 de agosto, el número de pacientes atendidos por coronavirus es 1,922, un aumento de 36 personas respecto al día 3.

Actualmente todo el norte de Texas está bajo una clasificación de "área de transmisión alta", según los CDC (Centros para la Prevención y Control de Enfermedades).

"Si bien las noticias de un mayor nivel de propagación comunitaria en nuestra región pueden ser desalentadoras, les pido a todos que hagan su parte y lean la guía de salud pública actualizada y sigan esas precauciones con base en sus circunstancias personales", añadió el funcionario.

"Usar máscara, distancia social y evitar situaciones de alto riesgo son prevenciones comprobadas que pueden ayudar a frenar casos y salvar vidas", señaló el juez Clay Jenkins al respecto.