Warning: Cannot modify header information - headers already sent by (output started at /home/customer/www/hoydallas.com/public_html/libraries/sourcecoast/openGraph.php:420) in /home/customer/www/hoydallas.com/public_html/administrator/components/com_jchoptimize/Platform/src/Cache.php on line 189
Irán a juicio tres policías acusados de agredir a manifestantes en las protestas de 2020 en Dallas

Irán a juicio tres policías acusados de agredir a manifestantes en las protestas de 2020 en Dallas

Brandon Sáenz perdió un ojo en Dallas cuando participó en las manifestaciones que denunciaban la brutalidad policial practicada en la detención de George Floyd, el afroamericano que murió en Mineápolis a raiz del incidente el 25 de mayo de 2020. Dos años después, el Condado de Dallas anunció que tres policías: dos de Dallas y uno de Garland enfrentarán un juicio por los cargos que se les imputa tras los turbulentos hechos.

"La gente tiene el derecho a protestar por la primera enmieda [constitucional]. Protestaban contra la brutalidad policial y tristemente resultaron siendo pruebas de brutalidad", dijo el viernes, el abogado de Sáenz, Daryl Washington, quien comentó estar aliviado de ver que un gran jurado haya decidido enviar a juicio a los policías.

De acuerdo a la fiscalía del Condado de Dallas, un gran jurado decidió enjuiciar a Ryan Mabry y Melvin Williams, agente y exagente de la policía de Dallas y al oficial Joe Privitt, de la Policía de Garland.

Mabry enfrenta ocho cargos, seis de agresión agravada de un servidor público y dos de conducta mortal. Esto, además de tres cargos de opresión oficial que le fueron presentados en febrero de este año.

"Simplemente espero que alguien lo pueda ver a través de la lente de los oficiales en esas situaciones caóticas. ¿Todas las situaciones fueron perfectas? Absolutamente no, no hay jefe de policía que haya lidiado con protestas que pueda decir que todo lo que hicieron fue perfecto", dijo el jefe policiaco Eddie García poco después de dar a conocer las acusaciones de los oficiales a su cargo.

Williams, exagente que fue despedido a principios del 2022, enfrenta cuatro cargos de agresión agravada de un servidor público y dos de conducta mortal, además de tres por opresión oficial que fueron anunciados en febrero.

El acusado Williams fue despedido en enero por violar la política de uso de la fuerza del departamento en un incidente no relacionado, tras ser captado por una cámara golpeando a un hombre en Deep Ellum en julio de 2021.

Varias personas resultaron gravemente heridas cuando esas balas les alcanzaron. Un hombre recibió un golpe en la cara y tuvo que someterse a una cirugía ocular, otro recibió un golpe en el brazo, la pierna y el testículo.

El presidente de la Asociación de Oficiales de Policía de Dallas, Michael Mata demostró su abierta inconformidad con las acusaciones, argumentando que los oficiales que hicieron uso de la fuerza no-letal como resultado del entrenamiento y dirección de sus superiores.

"No me vas a hacer entender que esos oficiales salieron a causar daño o lesionar gente de modo intencional. No fue lo que hicieron allá [en las protestas]", dijo Mata.

Privitt fue acusado de un cargo de agresión agravada de un servidor público.

El jefe policiaco de Garland, Jeff Bryan dijo que Privitt, un oficial altamente condecorado, será colocado como baja administrativa hasta que se concluya el procedimiento judicial que enfrenta.

"La gente tiene el derecho a protestar por la primera enmieda [constitucional]. Protestaban contra la brutalidad policial y tristemente resultaron siendo pruebas de brutalidad", dijo el viernes, el abogado de Sáenz, Daryl Washington, quien comentó estar aliviado de ver que un gran jurado haya decidido enviar a juicio a los policías.

De acuerdo a la fiscalía del Condado de Dallas, un gran jurado decidió enjuiciar a Ryan Mabry y Melvin Williams, agente y exagente de la policía de Dallas y al oficial Joe Privitt, de la Policía de Garland.

Mabry enfrenta ocho cargos, seis de agresión agravada de un servidor público y dos de conducta mortal. Esto, además de tres cargos de opresión oficial que le fueron presentados en febrero de este año.

"Simplemente espero que alguien lo pueda ver a través de la lente de los oficiales en esas situaciones caóticas. ¿Todas las situaciones fueron perfectas? Absolutamente no, no hay jefe de policía que haya lidiado con protestas que pueda decir que todo lo que hicieron fue perfecto", dijo el jefe policiaco Eddie García poco después de dar a conocer las acusaciones de los oficiales a su cargo.

Williams, exagente que fue despedido a principios del 2022, enfrenta cuatro cargos de agresión agravada de un servidor público y dos de conducta mortal, además de tres por opresión oficial que fueron anunciados en febrero.

El acusado Williams fue despedido en enero por violar la política de uso de la fuerza del departamento en un incidente no relacionado, tras ser captado por una cámara golpeando a un hombre en Deep Ellum en julio de 2021.

Varias personas resultaron gravemente heridas cuando esas balas les alcanzaron. Un hombre recibió un golpe en la cara y tuvo que someterse a una cirugía ocular, otro recibió un golpe en el brazo, la pierna y el testículo.

El presidente de la Asociación de Oficiales de Policía de Dallas, Michael Mata demostró su abierta inconformidad con las acusaciones, argumentando que los oficiales que hicieron uso de la fuerza no-letal como resultado del entrenamiento y dirección de sus superiores.

"No me vas a hacer entender que esos oficiales salieron a causar daño o lesionar gente de modo intencional. No fue lo que hicieron allá [en las protestas]", dijo Mata.

Privitt fue acusado de un cargo de agresión agravada de un servidor público.

El jefe policiaco de Garland, Jeff Bryan dijo que Privitt, un oficial altamente condecorado, será colocado como baja administrativa hasta que se concluya el procedimiento judicial que enfrenta.