Katya Echazarreta compartió con recipientes de becas de Toyota en Plano

Después de su trascendental travesía en una nave espacial, Katya Echazarreta, la primera mujer nacida en México (y la más joven) en ir al espacio exterior, actualmente se ocupa en hablar e impulsar el estudio de las ciencias y la tecnología entre estudiantes.

El pasado 28 de febrero, Echazarreta fue la invitada de honor de Toyota para la ceremonia de entrega de becas "Nunca Pares", realizada en Plano, al norte de Dallas, en la que tres estudiantes hispanos fueron premiados con un estímulo de $25,000 cada uno:

-Giana Aguilar-Valencia, junior en la Universidad DePaul, estudiante de ciencias de la computación.

-Ruben Bonett, junior en la Universidad Texas A&M, College Station, estudiante de ingeniería eléctrica.

-Maximiliano Pombo Hernández, junior en la Universidad Texas A&M, College Station, estudiante de ciencias de la computación.

La ingeniero mexicana se dijo contenta de estar en la ceremonia para "celebrar a estudiantes que persiguen sus sueños e inspiran a sus comunidades".

Sobre su viaje al espacio en junio del 2022, recordó la reacción sobrecogedora de los latinos, y en especial de sus compatriotas. El logro histórico conseguido, cree que "le regresó algo de esperanza a sus vidas y a sus sueños", dijo sobre el pueblo de México.

Con estas becas, Toyota se une a SHPE en la misión compartida de ampliar las oportunidades en los campos de ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas (STEM) para estudiantes de ascendencia hispana. Cada alumno demostró una firme determinación para hacer realidad sus sueños, indicó la compañía automotriz con sede en el Norte de Texas.

"Mi historia es una historia que es muy común entre nosotros. Yo tampoco tenía los recursos necesarios, tampoco tenía el apoyo de las personas de mi vida e incluso de las de mi familia, pero igual estoy aquí, igual lo logré. Igual pueden ustedes también", dijo recientemente a Univision durante una gira en California, en donde promueve las becas MESA, que ayudan a estudiantes de primera generación a alcanzar sus objetivos académicos.

"Poder estudiar una carrera y poder tener una educación sigue siendo un gran privilegio (que debería de ser para todos)", también resaltó la astronauta.

El pasado 28 de febrero, Echazarreta fue la invitada de honor de Toyota para la ceremonia de entrega de becas "Nunca Pares", realizada en Plano, al norte de Dallas, en la que tres estudiantes hispanos fueron premiados con un estímulo de $25,000 cada uno:

-Giana Aguilar-Valencia, junior en la Universidad DePaul, estudiante de ciencias de la computación.

-Ruben Bonett, junior en la Universidad Texas A&M, College Station, estudiante de ingeniería eléctrica.

-Maximiliano Pombo Hernández, junior en la Universidad Texas A&M, College Station, estudiante de ciencias de la computación.

La ingeniero mexicana se dijo contenta de estar en la ceremonia para "celebrar a estudiantes que persiguen sus sueños e inspiran a sus comunidades".

Sobre su viaje al espacio en junio del 2022, recordó la reacción sobrecogedora de los latinos, y en especial de sus compatriotas. El logro histórico conseguido, cree que "le regresó algo de esperanza a sus vidas y a sus sueños", dijo sobre el pueblo de México.

Con estas becas, Toyota se une a SHPE en la misión compartida de ampliar las oportunidades en los campos de ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas (STEM) para estudiantes de ascendencia hispana. Cada alumno demostró una firme determinación para hacer realidad sus sueños, indicó la compañía automotriz con sede en el Norte de Texas.

"Mi historia es una historia que es muy común entre nosotros. Yo tampoco tenía los recursos necesarios, tampoco tenía el apoyo de las personas de mi vida e incluso de las de mi familia, pero igual estoy aquí, igual lo logré. Igual pueden ustedes también", dijo recientemente a Univision durante una gira en California, en donde promueve las becas MESA, que ayudan a estudiantes de primera generación a alcanzar sus objetivos académicos.

"Poder estudiar una carrera y poder tener una educación sigue siendo un gran privilegio (que debería de ser para todos)", también resaltó la astronauta.