Dallas: El administrador Broadnax opina sobre su relación con el alcalde Johnson

 Dallas: El administrador Broadnax opina sobre su relación con el alcalde Johnson

Laura Buckman for The Texas Tribune

Su relación con el alcalde Eric Johnson "pudo haber sido mejor" y Dallas se hubiera beneficiado inmensamente si así hubiese sido, dijo el administrador saliente T.C. Broadnax en un evento comunitario, una semana después de que anunció su renuncia, efectiva a partir del 3 de junio.

El funcionario acudió al desayuno mensual "Chorizo y Menudo" de LULAC en Oak Cliff, el sábado para hablar de su eventual salida del Ayuntamiento, a donde llegó a finales de 2017.

"El alcalde y yo, en realidad, nos llevamos bien", afirmó en principio al responder una pregunta sobre las diferencias entre ambos líderes municipales.

"Podemos diferir en filosofía y recomendaciones en cuanto a lo que la ciudad quiere perseguir. Pero esos asuntos son guiados por el concejo municipal, no por el administrador de la ciudad. Sólo soy el individuo que se supone que debe llevar a cabo esas cosas. A veces me quedo atrapado en el medio. Y mi personalidad es tal, que dirijo desde una posición de autoridad, pero también entiendo cuál es mi papel y qué impacto tienen las cosas que hago o digo en esta comunidad".

"Los tres meses próximos van a ser tres meses buenos. Voy a trabajar tan duro como pueda para asegurarme de dejar la ciudad mucho mejor de cómo la encontré", dijo Broadnax.

La viceadministradora municipal, Kimberly Tolbert asumirá el cargo de administradora interina de la ciudad cuando Broadnax deje su puesto a principios de junio. Se espera que la búsqueda para remplazarlo sea de unos siete meses aproximadamente.

El administrador habló por más de 30 minutos en el evento, en donde escuchó peticiones, así como críticas y sugerencias sobre asuntos municipales. También fue levemente ovacionado al dejar el micrófono.

Era de conocimiento público que el mandato de Broadnax había estado marcado por altas tensiones con Johnson y algunos miembros del concejo municipal. Johnson presionó para que Broadnax dejara su puesto en 2022, en medio de vacantes en el centro de llamadas 911 de la ciudad y retrasos considerables en la oficina de permisos de construcción de la ciudad, y después de que la ciudad eliminó involuntariamente millones de archivos de datos del Departamento de Policía de Dallas que incluían pruebas e investigaciones. Más tarde, Johnson se retractó de sus esfuerzos, reportó Texas Tribune.

"Tengo la esperanza de que mi partida brinde al Concejo Municipal la oportunidad de restablecerse, reenfocarse y hacer la transición a un nuevo administrador municipal que continúe haciendo avanzar a la Ciudad y permita una relación de trabajo más efectiva con el Alcalde y el Concejo Municipal en el futuro”, dijo Broadnax en un comunicado con el anuncio formal de su renuncia.

Johnson también reconoció la tensión. "T.C. Fue difícil: a menudo sabía lo que quería para Dallas y luchaba duro por ello. Y yo hacía lo mismo”, dijo Johnson en un comunicado. “No siempre estuvimos de acuerdo, pero aún así trabajamos juntos para ayudar a que esta ciudad avance. Después de sus siete años trabajando para nuestra ciudad, quiero desearle lo mejor en lo que venga después".

El funcionario acudió al desayuno mensual "Chorizo y Menudo" de LULAC en Oak Cliff, el sábado para hablar de su eventual salida del Ayuntamiento, a donde llegó a finales de 2017.

"El alcalde y yo, en realidad, nos llevamos bien", afirmó en principio al responder una pregunta sobre las diferencias entre ambos líderes municipales.

"Podemos diferir en filosofía y recomendaciones en cuanto a lo que la ciudad quiere perseguir. Pero esos asuntos son guiados por el concejo municipal, no por el administrador de la ciudad. Sólo soy el individuo que se supone que debe llevar a cabo esas cosas. A veces me quedo atrapado en el medio. Y mi personalidad es tal, que dirijo desde una posición de autoridad, pero también entiendo cuál es mi papel y qué impacto tienen las cosas que hago o digo en esta comunidad".

"Los tres meses próximos van a ser tres meses buenos. Voy a trabajar tan duro como pueda para asegurarme de dejar la ciudad mucho mejor de cómo la encontré", dijo Broadnax.

La viceadministradora municipal, Kimberly Tolbert asumirá el cargo de administradora interina de la ciudad cuando Broadnax deje su puesto a principios de junio. Se espera que la búsqueda para remplazarlo sea de unos siete meses aproximadamente.

El administrador habló por más de 30 minutos en el evento, en donde escuchó peticiones, así como críticas y sugerencias sobre asuntos municipales. También fue levemente ovacionado al dejar el micrófono.

Era de conocimiento público que el mandato de Broadnax había estado marcado por altas tensiones con Johnson y algunos miembros del concejo municipal. Johnson presionó para que Broadnax dejara su puesto en 2022, en medio de vacantes en el centro de llamadas 911 de la ciudad y retrasos considerables en la oficina de permisos de construcción de la ciudad, y después de que la ciudad eliminó involuntariamente millones de archivos de datos del Departamento de Policía de Dallas que incluían pruebas e investigaciones. Más tarde, Johnson se retractó de sus esfuerzos, reportó Texas Tribune.

"Tengo la esperanza de que mi partida brinde al Concejo Municipal la oportunidad de restablecerse, reenfocarse y hacer la transición a un nuevo administrador municipal que continúe haciendo avanzar a la Ciudad y permita una relación de trabajo más efectiva con el Alcalde y el Concejo Municipal en el futuro”, dijo Broadnax en un comunicado con el anuncio formal de su renuncia.

Johnson también reconoció la tensión. "T.C. Fue difícil: a menudo sabía lo que quería para Dallas y luchaba duro por ello. Y yo hacía lo mismo”, dijo Johnson en un comunicado. “No siempre estuvimos de acuerdo, pero aún así trabajamos juntos para ayudar a que esta ciudad avance. Después de sus siete años trabajando para nuestra ciudad, quiero desearle lo mejor en lo que venga después".