Disfruta el Super Bowl a lo grande, pero maneja solamente si estás sobrio

AUSTIN, Texas -- Los planes de la fiesta del Super Bowl están a punto de empezar y el Departamento de Transporte del Estado de Texas (TxDOT) le recuerda a todos los fanáticos que manejen sobrios o simplemente no manejen.

“Si tu celebración involucra alcohol, es tu responsabilidad planear por adelantado y manejar sobrio. No pongas en riesgo tu vida ni la de los demás”, pide el Director de TxDOT, Joe Weber.

“El Super Bowl es el juego más importante del año y muchos lo celebran con una fiesta, pero no es una excusa para ser irresponsable y matarse o matar a alguien más,” dice Weber.

Transporte público, taxis, y servicios de viajes compartidos son otras alternativas para aquellos conductores que estén bajo la influencia del alcohol y que puedan causar un accidente. Visita SoberRides.org para saber más sobre otras opciones que hay para manejar sobrio y ayudar a mantener las carreteras de Texas seguras.

En el Super Bowl del 2014, hubo 128 choques automovilísticos relacionados con el alcohol o (DUI) en Texas; resultando en ocho muertos y doce heridos de gravedad. Esos choques contribuyeron al incremento de un 14 por ciento comparado con el 2013 y las víctimas fueron los seres queridos de alguien.

También en el 2014, más de 3,450 personas murieron en las carreteras de Texas. De estas muertes, más de 1,035 estuvieron relacionadas con el alcohol. El conducir bajo los efectos del alcohol continúa siendo el problema más grande y trágico en Texas, por eso TxDOT se mantiene al pendiente y le recuerda a los conductores las graves consecuencias de estar frente al volante mientras se está bajo la influencia del alcohol. Estos conductores serán arrestados por DWI y pueden enfrentar tiempo de cárcel y hasta $17,000 dólares en gastos de corte y honorarios legales.

 

“Si tu celebración involucra alcohol, es tu responsabilidad planear por adelantado y manejar sobrio. No pongas en riesgo tu vida ni la de los demás”, pide el Director de TxDOT, Joe Weber.

“El Super Bowl es el juego más importante del año y muchos lo celebran con una fiesta, pero no es una excusa para ser irresponsable y matarse o matar a alguien más,” dice Weber.

Transporte público, taxis, y servicios de viajes compartidos son otras alternativas para aquellos conductores que estén bajo la influencia del alcohol y que puedan causar un accidente. Visita SoberRides.org para saber más sobre otras opciones que hay para manejar sobrio y ayudar a mantener las carreteras de Texas seguras.

En el Super Bowl del 2014, hubo 128 choques automovilísticos relacionados con el alcohol o (DUI) en Texas; resultando en ocho muertos y doce heridos de gravedad. Esos choques contribuyeron al incremento de un 14 por ciento comparado con el 2013 y las víctimas fueron los seres queridos de alguien.

También en el 2014, más de 3,450 personas murieron en las carreteras de Texas. De estas muertes, más de 1,035 estuvieron relacionadas con el alcohol. El conducir bajo los efectos del alcohol continúa siendo el problema más grande y trágico en Texas, por eso TxDOT se mantiene al pendiente y le recuerda a los conductores las graves consecuencias de estar frente al volante mientras se está bajo la influencia del alcohol. Estos conductores serán arrestados por DWI y pueden enfrentar tiempo de cárcel y hasta $17,000 dólares en gastos de corte y honorarios legales.